¿El Exceso de proteínas es malo?

Es un tema bastante controvertido y bastante dicho por la población en común. Según se dice, el exceso de proteínas daña los riñones pero ¿que hay de real en esto?. ¿De donde viene esta creencia? Hay un colectivo de personas con problemas renales, a los que NO se les recomienda el consumo elevado de proteínas , pero esto es lógico, ya que sus riñones NO pueden eliminar correctamente las sustancias de deshecho que derivan de las proteínas(por ejemplo Urea). Por lo tanto, estas personas SI tienen unas dietas especiales en las que se restringen las proteínas en la dieta para que sus riñones (con insuficiencia renal) no trabajen en exceso y terminen colapsando y esas personas estén en graves problemas A raíz de esta condición de algunas personas, se empezó a pensar que las proteínas son malas para todo el mundo, pero en realidad ¿Un exceso de proteínas es malo? Este mito es falso, y se podría comparar a decir que las dietas blandas que se toman los recién operados de la garganta(por no poder tragar) son buenas, y por tanto, ingerir alimentos sólidos es malo para la salud, porque destroza la garganta El caso es que, para que las proteínas sean malas, se han de consumir en unas cantidades MUY grandes, que en cualquier caso, solo son posibles si nos suplementamos o si SOLO comemos carne en nuestra dieta(lo cual entra en la cabeza de muy pocos). Además, aquí ya se diría que ese exceso de proteínas es mala, porque se dejarían de consumir otros muchos nutrientes que también son necesarios en una dieta equilibrada. ¿Esto quiere decir barra libre de proteínas en la dieta? El mito de: Cuantas más proteínas, más músculo. Algunas personas pueden interpretar esto como que a la hora de ir al gimnasio y ganar masa, pueden … Leer más

Las 11 mayores mentiras sobre las dietas veganas (parte II)

Continuamos con la segunda parte del post “las 11 mayores mentiras sobre las dietas veganas”(leer la primera parte). ¡Sigamos desvelando mitos!   La proteína animal es nociva. Es muy común en el mundo vegano afirmar que la proteína animal causa daño. Mucho de lo “real” de todo esto se basa en estudios en ratas, usando proteínas aisladas y dietas refinadas. Los resultados de esta clase de estudios(en ratas y con dietas altamente antinaturales y refinadas) no es extrapolable a la alimentación humana. En muchos casos, los mismos estudios sobre humanos, terminan conduciendo a resultados exactamente opuestos de los estudios con roedores. Este parece ser el caso de la proteína animal. De hecho, casi todos los humanos que consumen proteínas animales de forma controlada(recomendaciones dietéticas) muestran resultados beneficiosos para la salud. Además, los estudios sobre dietas altas en proteínas muestran que aumentan la quema de grasa, reducen el apetito y en definitiva ponen en automático la perdida de peso.(5.1, 5.2, 5.3). Tambien ayudan a aumentar la masa muscular, reducir presión arterial, mejorar salud de los huesos y reducir diversos síntomas de la diabetes. (5.4, 5.5, 5.6, 5.7, 5.8, .59, 5.10, 5.11). Conclusión: A pesar de los mitos sobre la proteína animal, esta demuestra que lejos de ser nociva, causa beneficios para la salud, incluyendo perdida de peso, mejora de salud ósea, presión arterial, y reducción de síntomas como la diabetes.   Los seres humanos no están diseñados para comer carne. Esto es completamente falso. Los humanos y los antepasados de los humanos han comido carne durante millones de años. (6.1, 6.2). Nuestros cuerpos están bien adaptados para comer carne y son completamente capaces de usar plenamente los nutrientes que en esta se contienen. De hecho, en contra de lo que dicen, nuestro sistema digestivo no se parece al de los herbívoros. Distintas partes de nuestro sistema digestivo están en … Leer más

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies